Mago Profesional
General

Los beneficios de convertirte en un mago profesional

La magia es un oficio sumamente divertido que cualquier persona puede aprender. Si has soñado en convertirte en un mago profesional, debes saber que es una excelente opción tanto a nivel personal como económica.
La magia tiene esa particularidad de ser una actividad muy divertida y que también puede ser asumida con profesionalidad. Si quieres dedicarte a este fabuloso oficio, lo primero que debes hacer es inscribirte en un curso profesional como el que ofrece la escuelamagia.com, donde se imparten cursos de magia para adultos y niños.

¿Quién es un mago profesional?

Un mago profesional es aquel que conoce a la perfección todo lo relacionado con el oficio de la magia y el ilusionismo. Ese mago que puede realizar distintos actos con una calidad sobresaliente y que se destaca del resto.
Por otro lado, se puede considerar un mago profesional aquel que domina la escena en su totalidad. Un mago debe cautivar la atención de los presentes y siempre dejar al público con ganas de más.

Los magos profesionales jamás revelan sus secretos. Tienen que ser capaces de realizar los actos más complejos sin que nadie pueda resolver el acertijo. También es crucial que conozcan una amplia variedad de actos para deleitar a la audiencia, intentando mostrar algo nuevo y diferente.

Escuela de Magia

Si un mago profesional comete un error en vivo, debe tener la capacidad de improvisar con agilidad. Todos somos humanos, pero el mago tiene que ser un experto en cubrir sus fallos. Un buen mago sabe convertir un error en una situación jocosa que genere complicidad con la gente y le permita salir airoso del inconveniente.  Jamás puede poner fin a un evento por el hecho de haberse equivocado. Su comportamiento debe ser impecable y sortear los errores con elegancia.

¿Qué actividades realiza un mago profesional?

Si eres una persona que le gusta ser el centro de atracción y ser admirada por la gente, la magia puede ser lo tuyo. Los magos profesionales se paran en un auditorio a sorprender a las personas con fabulosos actos de ilusionismo. De igual forma, los magos reconocidos son invitados con frecuencia a ofrecer conferencias, charlas y cursos, actividades que les permiten transmitir sus conocimientos a los magos aprendices.

Como podrás suponer, estas conferencias no son gratuitas, sino que representan otro medio para que los magos hagan dinero. En primer lugar, se ganan la vida realizando actos de ilusionismo, pero también pueden obtener importantes ganancias impartiendo cursos y charlas.

Como en toda profesión, no te convertirás en un mago experto de la noche a la mañana. La magia requiere de mucha práctica y constancia para dominar todos sus secretos.

Beneficios de Aprender Magia

Beneficios de aprender magia

Estos son algunos de los beneficios de aprender magia, un oficio que te traerá diversas ventajas físicas y también en el aspecto psicológico:

Redescubre la alegría de aprender

¿Quieres aprender a leer la mente de alguien? Lee un libro sobre magia y descubrirás los secretos detrás de leer mentes y hacer que sucedan cualquier cantidad de cosas mágicas. Pero, a medida que lees los secretos, es posible que también te enganches en la psicología de la magia, cautivado por las complejidades de la puesta en escena, atraído por las oportunidades de negocio y más.

Desarrolla habilidades motoras finas y gruesas

Aunque es una idea errónea de que las manos de un mago se mueven “más rápido que el ojo”, es cierto que realizar magia requiere coordinación y control. Project Magic, una organización sin fines de lucro fundada por el ilusionista internacionalmente conocido David Copperfield, ejemplifica cómo la magia se puede utilizar para ayudar a mejorar la destreza, la coordinación, los rangos de movimiento, el equilibrio y más.

Desarrolla autodisciplina

Practica y verás que tus habilidades progresan con el paso del tiempo. La magia crea el hábito de la autodisciplina, ya que debes poner mucho empeño para convertirte en un mago profesional.

La práctica es todo en la magia. Mientras más veces te enfrentes con el público, más confiado te sentirás. Los nervios siempre estarán presentes, pero eso es normal. De hecho, los nervios te pueden ayudar a concentrarte mejor y a preocuparte para que todo salga bien. Los magos profesionales suelen ser personas muy disciplinadas y organizadas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.