Divorcio exprés
General

El divorcio exprés, la forma más rápida de dar por finalizado un matrimonio

España es el segundo país de la Unión Europea con mayor tasa de divorcios. Según los datos del Instituto Nacional de Estadística, en el año 2016 se produjeron 96.824 divorcios, lo que supone un 0,3% más que durante el año anterior.

Esos datos indican que cada cinco minutos se produce un divorcio. Los motivos que justifican el divorcio son muy variados, si bien hay que decir que la mayoría de procesos de este tipo el gran protagonista es el divorcio de mutuo acuerdo, el denominado desahucio exprés, que es la fórmula jurídica más rápida para ofrecer una solución a esta situación.

En el año 2016, de los casi 97.000 divorcios totales planteados en España, más de 74.000 se resolvieron por una negociación entre las partes mientras que 22.000 se pusieron en manos de la justicia para un proceso más largo y agotador para los cónyuges.

Desde la web Separo y Divorcio trabajan diariamente con procesos de divorcio express en Alcalá de Henares. El bufete JR Abogados es especialista en abogados de familia y divorcios de mutuo acuerdo, de modo que facilitan el proceso para que se alargue lo menos posible en el tiempo.

¿Por qué poner fin a una relación matrimonial?

Los matrimonios no son eternos, o al menos no muchos de ellos, en 2016, una cifra cercana a los 100.000 en España. En este sentido, cada matrimonio es un mundo y tiene sus propias particularidades, pero existen algunas razones que se repiten en la mayoría de parejas.

Fin a una relación matrimonial

Las discusiones en pareja están basadas casi siempre en la falta de comunicación o el interés de una o las dos partes en el estado de la pareja, de la relación. Esto sitúa a la falta de empatía como uno de los principales motivos que está tras muchos procesos de divorcio.

Dejando a un lado este gran motivo, las principales razones por la que los españoles se separan son la infidelidad, los problemas de comunicación, los celos, los trastornos de personalidad, los problemas económicos, familiares que se entrometen en la relación y las adicciones.

El síndrome de la asimetría

Además de las razones mencionadas, que son las más reconocibles, tras la ruptura de muchos matrimonios lo que es esconde es el denominado síndrome de la asimetría, que puede tener como evolución final alguno de los motivos anteriores y por supuesto la falta de empatía, comunicación y respeto en la pareja.

El síndrome de asimetría es ese proceso de evolución de la relación en el que cada miembro va cambiando sus intereses particulares y con ello los propios de la relación. De manera involuntaria e imperceptible, cada miembro comienza a sentir que es mejor o peor en diferentes aspectos de la convivencia y el vínculo que forma con la pareja, de modo que uno de los dos acaba menospreciando al otro y se aleja de la idea del amor estable y duradero en la que deben basarse los matrimonios.

¿Cuál es la duración de los matrimonios que acaban en divorcio?

Un dato curioso de conocer es el dato de duración de los matrimonios que acaban en divorcio. Los datos del INE muestran que esta duración media es de 16,3 años de media. En estos casos la media no es un estadístico que aporte información de especial relevancia, porque para llegar hasta ese dato pueden darse matrimonios de pocos años o bien parejas que hayan estado casadas durante décadas.

No obstante, sí es más interesante conocer que el 31,6% de las separaciones, casi una de cada tres, se produjeron después  de 20 años o más de matrimonio. El 22,2% de las rupturas, poco más de una de cada cinco, llevaban solo casados entre cinco y nueve años.

Por escalones de edad, las parejas que más pone fin a su relación son aquellas en las que ambos cónyuges tienen entre 40 y 49 años, seguida de la franja de los 50 a los 59 y en tercer lugar, de 35 a 39 años.

¿Cómo funciona el divorcio exprés?

Los procesos de divorcio exprés incluyen diferentes modalidades, pero todas tienen en común que se trata de procesos judiciales mucho más rápidos y menos lesivos para la pareja, en el que se alcanzan acuerdos mutuos para poner fin a la relación.

Uno de estos procesos acelerados es el divorcio por notario. El divorcio por notario, también denominado divorcio exprés notarial, permite a los cónyuges no tener que ir a un Juzgado de Familia o de Primera Instancia para solicitar la disolución del vínculo matrimonial. JR Abogados, en Alcalá de Henares, ofrece este tipo de servicios y con su asesoría es posible tramitar el divorcio en menos de 48 horas.

El divorcio por notario es un divorcio mutuo acuerdo, pero para proceder a él es imprescindible no tener hijos menores en la relación. Estas formas de divorcio amistoso consisten en una separación judicial en la que ambos cónyuges deben alcanzar un acuerdo suficiente, haber estado casados durante al menos tres meses y, en el caso del divorcio exprés, presentar una demanda de divorcio en un juzgado de Familia o de Primera Instancia.

El divorcio supone la ruptura total del vínculo matrimonial, esto es importante reseñarlo porque todavía existe cierta confusión entre separación y divorcio. En el terreno legal ambos términos pueden resultar confusos, porque para los mortales ambos procesos consisten en poner fin a la relación.

Sin embargo, la parte técnica difiere. En la separación la pareja hace su vida por separado, pero el matrimonio no queda disuelto a efectos legales. Incluso aunque exista una separación judicial, lo que se suspende es la vida en común de la pareja, pero no el vínculo matrimonial. Esto indica que ambos miembro siguen siendo matrimonio, aunque no puedan volver a casarse.

Con el divorcio sí se disuelve el vínculo matrimonial desde el primer momento en que la sentencia de divorcio es firme y se inscribe esta situación en el Registro Civil. De manera general, las parejas que inician estos trámites recurren previamente a la separación y después acuden al divorcio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.